Reseña: Resident Evil 7

Resident Evil 7

Resident Evil 7 retoma el trono de los survival horror y ofrece lo que tanto habían pedido los fans.

Durante años, hemos vivido experiencias de terror en los videojuegos. Unas muy buenas, otras que sinceramente de terror quizá solo tenían la suposición del género. A lo largo de 21 años, Resident Evil se consolidó como una saga que no solamente fue partícipe del ensamblaje en la industria como un gran cimiento para los Survival Horror, sino como una gran historia y merchandise que trascendió a películas, libros y cómics. Pero donde vio su origen, en los videojuegos, algo no estaba funcionando ya. Es claro que la metamorfosis de la industria en general, obliga a trascender las franquicias para tener una vanguardia con lo que el público busca y exige ahora. Fue en 2012 cuando Resident Evil 6 llega a un límite en que los videojugadores dejaron de experimentar el terror con el cual inició la serie y se llevó todo a un punto de acción que, pese a no ser tan malo, estaba lejos de lo que los fans y el público en general pedían.

Estamos en 2017 y los videojuegos maduran exponencialmente. En estos años, el survival horror ha crecido en otros títulos, y gracias a las gráficas y las nuevas tecnologías crecientes, los jugadores se han vuelto más exigentes en cuanto a lo que demandan. Resident Evil 7 es el resultado de todo esto. Creando una especie de reboot dentro de la franquicia (mas no de la trama que se ha suscitado por años) y a la vez regresando a sus orígenes, el juego le da una nueva forma a todo un género y para Capcom, muestra una gran apuesta a lo que los jugadores han pedido por años. Pero vamos por partes para analizar bien el título.

Resident Evil 7

Desde los primeros minutos que tomas el control, sabes que todo es muy diferente. En general, el cambio más drástico que notamos de inicio es la perspectiva de la cámara por uno en primera persona.

El pensamiento que tuvimos muchos, desde que notamos que el juego sería así, fue que quizá el control y el manejo del personaje sería algo torpe, pero en realidad resultó ser todo lo contrario. Estamos ante un rango de visión lo suficientemente apto para crear ese terror no solo visual, sino psicológico sugestionado por el sentimiento de claustrofobia y tensión que nos hace ser partícipes del horror desde un punto de vista propio. Esto aunado a la tecnología que ofrece el VR, vuelve la experiencia de todo el juego general algo inexplicable por texto.

La historia va evolucionando de inicio a fin en algo bastante interesante, aunque al principio tiene argumentos similares al cliché de una película de terror. Ethan, nuestro protagonista, ha estado buscando a su esposa Mía desde su desaparición hace ya algunos años. Tras recibir un mensaje misterioso de parte de ella pidiendo que la salve, Ethan se encamina a viajar a los bosques de Louisiana. Lo que encuentra ahí es una casa llena de horror, donde la familia Baker habita. Y claramente no es una familia cualquiera, pues cuenta con una serie de poderes y habilidades que usan para torturar y matar a cualquiera que busque atravesar su propiedad.

Resident Evil 7

En general, la historia dentro del juego funciona bien, aterrorizando a la franquicia donde debe y retirando el exceso de elementos absurdos que se habían visto en las últimas entregas. Aunque cerca del final tiende a irse un poco más allá de esto, la trama es muy sólida y justifica muy bien el porqué de las situaciones ocurridas, sobretodo porque el misterio que envuelve el avance del juego provoca que los jugadores se mantengan atentos, leyendo toda la información posible que tengan a sus manos. Quizá el único problema de verdad es todo el descontrol que genera la introducción de estos nuevos personajes y la forma en lo que van siendo agregados en contexto, dejando algunos pequeños hoyos en la trama. Y haciendo referencia a los títulos anteriores, Resident Evil 7 ocurre años después de la sexta entrega, pero enfocado en otro lugar, lejos de la milicia y el descontrol global que se había vivido dentro de la cronología. Es por eso que ahora nos importa saber quienes son los Baker, qué hacen ahí, cómo hacen lo que hacen y cómo escapar de su residencia.

A nivel gameplay, se nota muchísimo que Capcom tomó nota e inventario de elementos destacables en los últimos años dentro de juegos de terror, tales como Amnesia, Outlast, Layers of Fear e incluso Alien: Isolation. De esta forma, y retomando el concepto de terror, encierro y fobias, hace que Resident Evil reinventa sólo conforme avanza el juego.

Resident Evil 7

Las primeras horas son claras para entender de qué trata y a dónde vamos en cuestiones de narrativas y gameplay, pero siento que es hasta el primer enfrentamiento con el primer jefe donde el juego toma el rumbo terrorífico que lo vuelve una experiencia única. Sin duda alguna el juego te mantiene pendiente y estresado en cada instante, sumergiendo al jugador en este ambiente de tensión por un buen rato y el sentimiento de estar siendo cazado es inminente a cada paso, En conjunto con el diálogo y la trama simplemente hacen que quieras escapar de la casa lo más rápido posible.

Resident Evil 7 es eso que los fans demandaban desde hace tiempo.

Los elementos de sigilo son clave en el juego. Estos, sumados con la cantidad de puzzles para abrir puertas y sobrevivir, vuelven al Resident Evil 7 eso que los fans demandaban desde hace tiempo. Y aunque el combate es demasiado dinámico y entretenido, realmente parece ajeno al juego, y no es queja, pues el sistema funciona mejor y aterra más cuando no está tan presente, pues el jugador se ve puesto en jaque, pensando con más detenimiento qué es lo que le deparará en la siguiente habitación mientras el mismo juego se vuelve mejor conforme pasan las horas.

Los Molded son los nuevos enemigos dentro del título, y combatir contra ellos genera esa acción justa, mas no disparatada tipo Michael Bay, que requiere la trama. Aspectos como un “Crafteo” en las municiones para hacerlas más efectivas así como elementos clásicos como las hierbas para curarse, vuelven del título una combinación acertada de lo mejor en la franquicia y en la industria en cuanto a jugabilidad.

Resident Evil 7

Lo visual del terror

En el aspecto gráfico y técnico el juego luce muy bien. La casa de los Baker es un lugar amplio y completamente detallado que parece tener personalidad y vida propia. Los pasillos y habitaciones están diseñadas para crear ese ambiente de incertidumbre y acoso que nos coloca en la tensión que les menciono. Obviamente sumando los magníficos efectos de sonido que te permiten estar en la atmósfera y circunstancias del personaje. La actuación de voz también es de destacar, pues tanto el diseño de las emociones como su representación te permiten “empatizar” (por decirlo de alguna forma) con ellos.

Sin duda, Resident Evil 7 es uno de los juegos con mejores gráficos en la actualidad. Destacando también la iluminación y sombras, así como los aspectos sádicos y sangrientos del juego que vuelven toda una experiencia en cualquier plataforma donde lo jueguen. Esta reseña la hice a partir de la versión de PC, la cual cuenta con opciones varias de personalización gráfica para hacer que corra el juego de la mejor manera posible, alejando al mismo de ser un simple port de consola. Lo jugamos en la MSi GE62 VR Apache Pro (cuya reseña del equipo pueden ver aquí) y tanto el juego como la notebook no decepcionan en lo absoluto. Y aunque no hemos tenido la oportunidad de jugarlo a full con el VR, sabemos que es quizá la primera entrega en ofrecer una experiencia completa y “cómoda” para esta tecnología.

Resident Evil 7

Resident Evil 7: Biohazard es el título prometido y que tanto deseábamos ver de survival horror. Tomando lo mejor de la franquicia y de los juegos de terror en los últimos años, esta entrega se posiciona sin duda como un estandarte en los en el género a partir de ahora. Tal y cómo las primeras entregas hace 20 años hicieron en su tiempo.

No es un reboot total, solo la segunda “metamorfosis” a la franquicia, brindándonos una experiencia nueva que explora lo que los fans habían solicitado por bastante tiempo y que sin duda se nos entrega con broche de oro. El juego luce y se juega muy bien, pero es quizá corto en su duración, evitando el desarrollo de más temáticas y de los personajes  a la vez que evita volverse tedioso en algunas partes que se tornan a lo lineal. No obstante, mantiene una constante alza en la jugabilidad y los puzzles, volviendo intrigante el desarrollo de la trama y atrapando al jugador no solo por la atmósfera opresiva y de terror, sino por la serie de datos que puede ir descubriendo para desenvolver más el background.

Es un gran logro poder retomar las raíces de una historia y seguir en constante evolución, lo cual sin duda se logró hacer con el juego. Resident Evil moría en agonía hasta que logró, retomar el trono dentro de los survival horror y volverse tanto un juego como una experiencia aterradora de inicio a fin.

Título: Resident Evil 7 Biohazard

Desarrolla: Capcom

Publisher: Capcom

Plataformas: Xbox One, PS4, PC

Género: Survival Horror

Estreno: 24 de enero 2017

Historia9
Gameplay9
Sonido10
Gráficos9.5
Rejugabilidad9
9.3

Evan Ricardo López

White & Nerdy. VGs and eSports media | 3D Artist and Unreal Dev. | Music Junkie | Fitness |Blood & Body Fluids