Reseña: Rogue One A Star Wars Story

Rogue One

Rogue One: A Star Wars Story nos trae el nacimiento de una nueva esperanza en el universo warsie.

Justo cuando muchos fans se estaban adaptando al cambio que generó Disney en torno al universo de Star Wars junto con  nuevas películas y spin-offs de diferentes personajes, fue que se dio el anuncio de Rogue One: A Star Wars Story como el primero de ellos levantando una polémica impresionante entre los fans.

El reto para todos los involucrados en ese proyecto era sumamente pesado y arriesgado, debían hacer una buena película que se sienta como un filme de Star Wars, pero sin tener que recurrir a lo mismo que hemos venido viendo por 7 capítulos. Lo que sucede con Rogue One rompe esos estigmas que le cargaban y sobre todo pone las bases para futuras historias del universo.

Pero sin hacerles spoilers, ¿Qué es lo que esperamos en esta película?. De entrada olvídense del espectacular inicio de los episodios de Star Wars, sí los títulos amarillos (no es spoiler porque ya estaba cantado a los 4 vientos),  y es que esa es sólo una de las maneras que este film se presenta como algo diferente, entonces en ese sentido tenemos que entrar de lleno en la historia.

Claro, al hablar de la trama hay algunos de sucesos que resultan predecibles, otros más cuentan con muy buenos plot twists en torno a lo que se va narrando de estos valerosos héroes que salvaron por un tiempo a la galaxia, pero sobre todo, algo que muestra esta película y que no se había visto tan explícitamente en la saga, es el valor humano de estos héroes que no son un Luke Skywalker o un Han Solo, pero igualmente su aportación es muy valiosa a la resistencia de los Rebeldes.

Si esperan conexiones con otras películas de la saga, Rogue One está inundada de referencias, desde frases, momentos del pasado de la República, parte de la filosofía Jedi sin recurrir a alguno de estos héroes encapuchados y sobre todo algo muy valioso, los personajes que conectan con los Episodios IV, V, VI y VII.

Rogue One también hace  ver que no necesariamente necesitas el gran CGI para hacer buenas cosas. Con muchas de las técnicas antiguas de Sci-Fi que retomó J.J. Abrams en episodio VII, los efectos para esta película caen como anillo al dedo, y junto con un poco de la tecnología actual dan como resultado algo grato para viejos y nuevos fans de Star Wars y sobre todo una conexión coherente con los siguientes episodios.

Justo retomando la idea de los personajes, muchos de ellos nos regalan buenos momentos como Jyn Erso y su padre Galen Erso, interpretados por Felicity Jones y Mads Mikkelsen respectivamente, que dan bastante argumentos al filme, también Diego Luna en el papel de Cassian Andor nos trae una perspectiva humana de la rebelión. Pero dos de los héroes que se llevan las palmas son Donnie Yen en el papel del guardián de la Fuerza Chirrut Îmwe y el robot K-2SO que nos regalan escenas memorables y se quedarán como esos personajes entrañables en este universo warsie.

Al final la historia también depende de los villanos y en este sentido Ben Mendelsohn en el papel de Orson Krennic tiene momentos donde se ve como un villano que puede ser un dolor de cabeza a los rebeldes, pero en otros momentos pareciera algo débil ante figuras como el Grand Moff Tarkin o incluso el imponente Darth Vader, que a pesar de tener pocos minutos en pantalla, resultan en algo legendario, tal y como lo ha sido este personaje durante toda la historia de la saga, dejando atrás esa idea que un enemigo con poco tiempo en cámara puede ser un desastre.

Al final, y de manera muy nostálgica, tenemos una película que cumple con conectar muchos cabos que nos dejaron películas previas de la saga, esto en diferentes rubros como las series animadas, algunos libros que están aún dentro de la historia oficial, entre otros, pero también conecta de forma nada forzada con los sucesos que sucederán a futuro.

Todo esto conjuntado en una historia directa y entendible, para poder platicar y terminar en un solo capítulo, y sobre todo dejando la pauta a los siguientes spin-offs que irán revelando más sobre los caminos de La Fuerza en este mítico universo de Star Wars.

Título: Rogue One A Star Wars Story

Director: Gareth Edwards (Godzilla)

Guion:  Chris Weitz,  Tony Gilroy

Reparto: Felicity Jones, Diego Luna, Mads Mikkelsen, Forrest Whitaker, Ben Mendelsohn

Género: Acción, Aventura, Ciencia Ficción.

Estreno: 16 de diciembre 2016

Carlos Miranda

Master Engineer, Rockstar, Geek, Weird