8 consejos para convertirte en jugador profesional de eSports

profesional-esports

Ya sea que te interese la competencia en equipo o el streaming, los siguientes consejos pueden ayudarte a dar los primeros pasos.

Los juegos evolucionaron desde los días de Pong, Duck Hunt y Pac-Man, cuando competir suponía obtener el máximo puntaje en la sala local de juegos. Los eSports son las competencias organizadas de videojuegos (con premios en efectivo), cuya popularidad aumenta con rapidez, a medida que más jugadores se convierten en feroces competidores profesionales.

Hoy en día, los jugadores profesionales compiten en ciudades de todo el mundo, algunos por premios que rondan los millones, en eventos tales como el circuito Major League Gaming (MLG), el campeonato International Dota 2 o el Intel Extreme Masters.

MLG creó lugares especiales en todo el país para realizar eventos de juegos profesionales y transmitirlos, y cuenta con exploradores y comunidades para descubrir a los mejores jugadores por conocer.

Rumay “Hafu” Wang comenzó a jugar a nivel competitivo cuando tenía 14 años. Hoy tiene 23 años y evolucionó en su carrera: primero se dedicó a la competencia en equipo, que la llevó a viajar por todo el mundo con Fnatic y luego, se convirtió en un streamer de tiempo completo en Twitch.

“El streaming es mucho más tranquilo, puedes hacerlo a tu propio ritmo, escuchar tu propia música y ser tu propio jefe”.

Ya sea que te interese la competencia en equipo o el “streaming”, los siguientes consejos pueden ayudarte a dar los primeros pasos:

Elige el juego.

Con un servicio como Xbox Live, puedes practicar y competir durante todo el día con y contra jugadores muy competentes. No se trata de buscar personas al azar para competir. Tienes que encontrar el juego en el que eres bueno y convertirte en excepcional.

Una vez que hayas encontrado ese juego, forja tu reputación como jugador individual competente y como jugador de equipo.

Mantén la motivación. 

Los triunfos y el dinero son fabulosos motivadores para los jugadores profesionales; también lo son la familia y la pasión. El jugador profesional Marcus “ShoNuff2025” Davis viene practicando la versión más reciente del juego Call of Duty.

Cuando se le preguntó por qué quería ser jugador profesional, Davis respondió: “Primero, quiero ser el mejor para que mi papá no crea que pido todos los juegos y las actualizaciones de la PC en vano. Y segundo, quiero divertirme al hacer lo que me encanta hacer”.

Practica.

Estudia las mejores tácticas, mira muchísimas jugadas y aprende a perder. Aunque pierdas nunca dejes de practicar ya que esta es la que ayuda a perfeccionarte. Tyler “Teepee” Polchow formó parte del equipo compLexity (Evil Geniuses), que ganó el Campeonato mundial de Call of Duty en 2014.

Equípate.

Necesitas equipos que te permitan probar tus habilidades en la competencia correctamente. Quizás sería bueno tener la PC más moderna, pero lo más importante es elegir la PC con el desempeño más acorde a tu estilo de vida.

Puedes comprarte una laptop para juegos delgada y liviana para reunirte con tus compañeros de equipo o para asegurarte de que no dejes de practicar cuando viajas.

Una PC muy personalizable te permitirá asegurarte de que tienes el hardware más actualizado para los juegos en constante evolución. Siempre que tengas un Xbox o una PlayStation, podrás competir.

Únete a la comunidad.

esports_0_0

El juego profesional no solo se trata de un talento individual, sino también de la comunidad y de saber jugar en equipo. Antes de comenzar, conoce el reglamento para miembros de una determinada comunidad de juegos.

Busca un equipo.

Una vez que te hayas forjado una reputación como competidor serio, busca un equipo. Si eres bueno de verdad, es probable que el equipo te busque a ti. Si no, busca equipos. MLG cuenta con espacios especiales para comunicarse con otros equipos y jugadores. También hay comunidades en las que puedes formar tu propio equipo.

Participa en torneos.

torneos-esports

Una vez que hayas adquirido suficiente experiencia para competir en juegos individuales o con un equipo, comienza a participar en torneos. Prueba tus habilidades en todos los torneos en línea y locales que puedas. Los torneos se realizan durante todo el año; por lo tanto, siempre tendrás un lugar para competir.

La noticia poco feliz es que, independientemente de cuántos torneos ganes, tu condición de jugador profesional solo se afianza de verdad cuando ganas en el circuito profesional. Al ganar en los eventos en vivo no solo obtienes respeto, sino que también recibes dinero. El juego profesional es un trabajo legítimo.

Consigue patrocinadores.

Los jugadores profesionales actuales se benefician de los patrocinadores que ofrecen los equipos necesarios para competir. Si quieres ganarte la vida como jugador profesional, busca la manera de conseguir patrocinadores.

El juego no es más un pasatiempo, es una carrera y un estilo de vida para algunas personas. La dedicación y el tiempo que se invierte en el juego superan las exigencias de un empleo de 9 a 17 con horas extra.

 

Victoria Soto

eSports Ambassador, Oro con corazón de Challenger, a veces hago streams por diversión,