Reseña: BioShock: The Collection

Bioshock The Collection

Una inmejorable oportunidad de vivir tres grandes clásicos de la era moderna.

En una era donde todo parece estar dicho, una serie se encargó de demostrarnos que cuando se quiere y se tienen los recursos, tanto técnicos como humanos, hay espacio para realizar propuestas frescas, innovadoras y realmente atractivas. Aún en pleno 2007, cuando de la mente de Ken Levine, nació BioShock.

Una colección que nos lleva del mar a las nubes

Si algo hemos tenido por montones en la actual generación, eso han sido remasterizaciones y colecciones. No es una práctica nueva ni mucho menos, pero sí una que en Xbox One y PlayStation 4, e incluso en Wii U, se ha visto incrementada; The Last of Us: Remastered Edition, Halo; The Master Chief Collection, Gears of War: Ultimate Editon, The Legend of Zelda: The Wind Waker HD, y la lista sigue y sigue.

bioshock-the-collection-gamerstyle002

Habría sido una injusticia que la serie creada Levine no contará con su edición “coregida y aumentada”. Por fortuna ya existe BioShock: The Collection. Por sí solos BioShock, BioShock 2 y BioShock Infinite son tres obras maestras. En su conjunto, son una trilogía que no hace otra cosa sino brillar con luz propia.

Para quienes de plano no sepan nada de ella, BioShock no es una serie de disparos convencionales, como hay muchos en el mercado. Claro, la vista con la que contamos es en primera persona y sus mecánicas de juego son propias de un FPS, pero con todo y eso cada uno de sus elementos nos grita que trata de salirse del molde. Y lo hace.

Sus escenarios, la narrativa y la calidad artística, son sin duda sus cartas más fuertes de presentación, suficientes para distinguir el trabajo de Ken Levine del resto de desarroladores. Son juegos que bien podrían considerarse como “de autor”, sin dejar de recordar que para la segunda entrega Levine no fue el principal responsable.

BioShock corregida y aumentada

BioShock: The Collection nos ofrece tres títulos de excepción por el precio de uno. Algo importante de señalar es que en esta ocasión, 2K Games nos da la posibilidad de jugarlos en el orden que queramos, lo cual sin duda se agradece. ¿Quién mejor para decidir cómo jugarlos sino el propio jugador?

Pasando a las mejoras, aunque la serie completa recibió su “manita de gato” en cuanto al apartado visual se refiere, el que más beneficiado se ve de esto es el original BioShock, lo cual es lógico al tratarse del más longevo, habiendo visto la luz por primera vez en 2007.

En BioShock 2 el trabajo es menos perceptible, y en el caso de BioShock Infinite hablamos de prácticamente el mismo juego.

bioshock-the-collection_gamerstyle001

Más allá de esto, los tres corren a 60 fps y en una resolución de 1080p sin problema alguno, cero caídas de framerate, con texturas más pulidas y cinemáticas fluidas, además de los mismos trofeos.

Claro, como uno esperaría y siendo una costumbre en este tipo de colecciones, todo el DLC que fue lanzado de manera posterior está incluido sin ningún costo adicional. Si hablamos de la relación costo-beneficio, no dudes que se trata de una gran oferta.

Tres auténticas joyas y poco más…

La calidad de los tres juegos no es algo que debiera estar a discusión en ningún momento. Todos y cada uno de ellos debería figurar en cualquier top de “mejores juegos de acción” de la generación pasada de consolas, sin objeción.

Desafortunadamente BioShock: The Collection no cuenta con grandes incentivos para que quienes ya los jugaron en su momento decidan adqurir este compendio. En realidad, lo único que podemos desbloquear son unos cuantos videos con comentarios del director, así como un museo virtual (en el caso de BioShock y BioShock Infinite) con detalles de la evolución de la franquicia, y nada más. Se agradecen, sí, pero no parecen ser extras suficientes .

Siendo honestos, lamentablemente todo el empeño que se puso por actualizar el apartado visual de las primeras dos entregas principalmente se echa de menos en la presentación. Este apartado ha sido tremendamente descuidado en favor de darnos la posibilidad de acceder a cualquier juego cuando queramos, sin que esto último parezca un buen pretexto para no haber puesto algo de corazón en esta parte.

Entonces, ¿vale la pena, o no?

Si no has jugado ninguno de ellos, definitivamente deberías incluirlo en tu colección. Incluso si solamente te falta por jugar alguno de los títulos vale la pena comprar todo el paquete. Si por el contrario, ya jugaste los tres y no eres tan fan de hueso colorado de la serie, lo mejor sería ahorrar ese dinero para una nueva experiencia.

Más allá del gran trabajo realizado con el apartado visual y la inclusión de videos ya mencionados, no hay nada nuevo que ver aquí. Pero considerando la calidad de cada juego incluido en BioShock: The Collection, estamos sin duda ante lo que me atrevo a catalogar como “patrimonio de la humanidad”, en el apartado de “videojuegos que debes disfrutar al menos una vez en la vida”.

Título: BioShock The Collection

Género: FPS Shooter

Desarrolla: Blind Squirrel Games

Publisher: 2K Games

Plataforma: PC, PS4, Xbox One

Estreno: 13 de septiembre 2016

Historia10
Gameplay9.5
Gráficos9.5
Sonido9.5
Rejugabilidad7.5
9.2

Rigo Dominguez

Licenciado en Comunicación. Gamer de toda la vida. Amo el pollo, el chocolate y crear sonrisas.