¿Qué pasa con Uber en México?

uber

Esta semana se ha hablado mucho sobre la app de servicio de choferes privados Uber en México, pero ¿qué está sucediendo?

Las aplicaciones de movilidad urbana como Uber y Cabify se han visto últimamente en el ojo del huracán a causa del aumento de usuarios que han dejado de ver en los taxis citadinos una opción para transportarse.

Algunas de las razones de la preferencia radica principalmente en la seguridad y el servicio. La seguridad, porque el usuario tiene la opción de ver los datos del chofer que realizará el viaje: nombre, modelo de auto, placas, además de que por medio de GPS se lleva un registro de la ruta que se sigue. La parte del servicio va desde la limpieza de las unidades (que son de una categoria especial de auto, es decir, no verás un Atos), su buen estado, la amabilidad de los choferes además de servicios extras como agua de cortesía, la posibilidad de sincronizar tu cuenta de Spotify para escuchar la música que quieres durante el recorrido y el poder comunicarte con el chofer por medio de llamada telefónica o mensaje de texto, entre algunas otras cosas. Al finalizar el viaje, los usuarios califican el servicio del conductor, por lo que siempre tratan de dar el mejor servicio, ya que hay bonos que se les otorgan si sus evaluaciones son excelentes.

Otro de los factores radica en el costo. Se tiene la idea de que al tratarse de un servicio privado tiene un precio elevado, sin embargo, los usuarios han externado que en ocasiones las tarifas han sido más económicas que el servicio de taxis normales, principalmente los que trabajan con taximetro, que muchas veces se encuentran truqueados para aumentar la tarifa.

uber-cabify

La presión ejercida por parte de los taxistas, que en ocasiones han llegado a agredir a choferes de estas aplicaciones y a dañar sus unidades, ha sido tan fuerte que el gobierno capitalino ha buscado la forma de regularizar esta situación según las declaraciones del Secretario de Movilidad de la Ciudad de México, Rufino León Tovar.

La situación es que este tipo de servicios no se encuentra contemplado por la ley, al igual que muchos otros avances tecnológicos principalmente de aplicaciones que prestan servicios diversos y que caen en una laguna en el que no son ni una cosa ni la otra.

En mi opinión personal -y como usuaria de los servicios de movilidad urbana por medio de aplicaciones- se trata de adaptar los marcos legales a las problemáticas sociales de una forma efectiva, no haciendo cacerías de brujas, finalmente estas propuestas surgieron ante necesidades palpables de la ineficiencia del sistema de taxis en el Distrito Federal: irregularidades con los taxímetros, delincuencia en las unidades, taxis piratas. Por otro lado se convierte en una alternativa de autoempleo ante la falta de oferta laboral en el país.

Son miles de unidades las que recorren diariamente la ciudad con unidades en estado deplorable, choferes groseros y finalmente, la decisión de recurrir a este tipo de servicios es la respuesta que muchos tenemos para reducir riesgos y tener mayor comodidad. Finalmente estás pagando un servicio, taxi o chofer privado, y esperas recibir algo recíproco a lo que estás pagando.

uber-taxi

En redes sociales se está haciendo uso del hashtag #YoDecidoComoViajo para dar opiniones al respecto.

Diana Sepúlveda

RP en Gamer Style. Diseñadora Gráfica cursando Maestría en Diseño, Información y Comunicación aplicada a Sistemas de Interacción. Fan de Steam. Amo la música, el cine, la buena comida y la vida urbana.

No comments

Add yours