Reseña Posesion Infernal

Hay algo que acecha en los bosques, algo que se esconde bajo cada una de las ramas de aquellos árboles torcidos. Está vivo y hasta hace poco escuchábamos sus estertores, estaba herido de muerte, se mantenía agonizando pero… estaba vivo. Ahí nos esperaba, aguardando el momento preciso de tomarnos por sorpresa de nuevo, de poseernos y arrastrarnos al infierno (fan alert) sin mayor piedad. Ese algo es hoy en día Evil Dead y el cine de horror.

Título: Posesión infernal (Evil Dead)
Título original: Evil Dead
Dirección: Fede Alvarez
País: Estados Unidos
Año: 2013
Fecha de estreno: 05/04/2013
Duración: 91 min.
Género: Terror
Calificación: No recomendada para menores de 12 años
Reparto: Jane Levy, Shiloh Fernandez, Jessica Lucas, Lou Taylor Pucci, Elizabeth Blackmore
Guión: Sam Raimi, Diablo Cody, Rodo Sayagues Mendez
Web: www.evildead-movie.com
Distribuidora: Sony Pictures
Productora: Ghost House Pictures, Sony Pictures Entertainment (SPE), FilmDistrict

En una era post-Hostal/Saw nos habíamos enfrentado ya a la deshumanización, al mayor de los problemas del cine de horror/terror: la desensibilización total. El espectador común se ríe hoy ante los efectos CGI tan abusados y muchos de los adolescentes que miran el cine de hace 30 años pierden de vista el contexto en el que nacieron las películas. Evil Dead, cinta de culto de tres grandes del género, Sam Raimi, Bruce Campbell y Robert Tapert, nace dentro de este contexto pocos años después que The Exorcist de William Friedkin en un ambiente que condenaba todo su contenido a tabú.

Nadie podría pretender compararla con la cinta de culto de serie B porque aquella convirtió todas sus deficiencias en verdaderas virtudes. Nada de esto es nuevo para quienes hayan visto la primera cinta. Pero ahora llega Fede Alvarez, este director Uruguayo que sorprendió al mundo con su corto “Ataque de pánico”. Sam Raimi le echó un ojo y acertó en ello. Este director nos ofrece Evil Dead de nuevo, una película que no se limita con la sangre, con los desmembramientos, la mutilación y todo un ejército de escenas gore.

Evil Dead nace en una época en que el espectador promedio le exige muchísimo al cine de horror; tenemos zombies hasta en la televisión. Causar una buena impresión a su legión de seguidores y de paso sorprender al público en general, no era una tarea fácil. Y menos cuando tienes una cinta tan reverenciada con la que por default sufrirás comparaciones naturales. Aunque la cinta se configura en el mismo universo, lo cierto es que no se puede pensar que sea un remake como tal. Los personajes, la temática y casi todo fue transformado. Fue una buena decisión darle un alma propia, porque las comparaciones, si hubiesen decidido meter a un nuevo Ash Williams (Bruce Campbell) hubieran sido despiadadas.

Por supuesto bebe de las mieles del horror moderno con esos tonos ocres y azules, dando la sensación de herrumbre y suciedad. Pero más importante que eso es que parece que viésemos una cinta concebida en los 80’s, pues lo cierto es que Fede Alvarez entendió perfectamente lo que estas cintas hacían bien y lo actualizó de una manera tan efectiva, que se vuelve tan repugnante como entretenida. El gore está a la orden del día, y esta vez tiene sede en Uruguay. Es a su vez tributo, cuasi un reboot y una película con alma propia.

El argumento es sencillo, pero con un cambio sustancial que le hace justicia de igual manera. Aquí no encontramos a un grupo de jóvenes dispuestos a divertirse. Álvarez logra colocar todo en un marco más actual, mucho más asimilable por las personas. En él, las drogas y una rehabilitación le dan las herramientas para sembrar la semilla de la confusión en los personajes. En ellos se manifiesta la duda entre la hiper-racionalización y escepticismo actual, y la irrealidad de aceptar antiguos rituales ligados al libro de los muertos (Necronomicón aquí llamado Naturan Demanto como en la cinta original)

Todo era real, todos los efectos que vemos en pantalla fueron trabajados como verdaderos efectos especiales de aquella época tan apreciada del cine de horror. Locaciones, prostéticos, y algunas escenas a lo Kubrick en las cuales, se estresaba a los actores o no se les mostraba todo el guion para lograr esa expresión de sorpresa genuina, fueron también pieza importante para obtener el resultado tan satisfactorio de la película en general; esa calidad que echaba de menos el género, y cuyo publico agradecerá en demasía.

Ese festín de sangre, de dolor, de sufrimiento físico y emocional regresa. Aunque algunos personajes son menos apreciados que otros, siendo estos, casi apariciones fugaces que no terminan de despegar, por ningún motivo demerita en algún momento lo que a partir del segundo tercio de la película podemos ver en pantalla: el epítome de lo que el cine de horror actual necesita.

Producciones que se tomen en serio, presupuestos adecuados, directores nuevos que tomen en cuenta la vieja escuela, y que las productoras volteen a ver el género como antes. Si bien, por ser en parte remake y en parte reboot no se le puede dar todo el mérito que se merece, es una buena manera de regresar a lo básico y dar la respectiva cuota de tributo. Una justicia a la obra original. En este aspecto, Cabin in the Woods ya se apuntaba a esta apartado en calidad y ahora viene con paso firme Evil Dead.

Si la cinta en que está basada ya explotaba la repugnancia, el asco y las escenas sangrientas, esta no le hace sombra. NO es para público sensible, realmente hay gente que no está acostumbrada a este tipo de manifestaciones viscerales y por ello habrá quienes consideren inaguantables ciertas partes. Pero todo cuanto respecta a su calidad, no se puede poner en duda. Es una cinta completa de verdadero horror y éxtasis gore.

Bienvenidos pues, a la nueva versión de Evil Dead, a la oportunidad de regresarle al cine de horror ese encanto que le fue arrebatado. Tal vez no sea una B-Movie, o su presupuesto ciertamente sea uno de super producción, pero inyecta la vitalidad y sube el estándar para todos aquellos que osen tocar las producciones de culto y clásicas. Con suerte, los remakes que tenemos por delante, tomen en cuenta esto (carrie, suspiria, etc). A partir de eso, podemos pensar que las ideas empezarán a fluir mejor y podrán revivir al género y darle ese lugar que se merece de nuevo.

No se pierdan esta cinta, disfrútenla en los cines, si son fans no serán decepcionados, y si no lo son, quizá quieran mirar hacia atrás la cinta original y unirse al “ejercito de las tinieblas”. Comenten sus impresiones, para esta y muchas más reseñas no se olviden de visitar la página regularmente o estar atentos a las redes sociales. Vean cine, el cine es vida.

 

 

David Latisnere

Cinéfilo, geek, gamer y engendro de ciencia ficción. Diseñador, músico y desarrollador de software en formación. Adicto a la tecnología, gadgets y todos sus variantes.